Regreso triunfal de David Mora

Ampliar Portada

24 de mayo de 2016 | Escrito por Antonio Monedero | Fotografías de Iván de Andrés

Con casi un lleno total, se ha celebrado la decimoctava corrida de la Feria de San Isidro. Con toros de la ganadería de Alcurrucén de encaste Núñez, resultando mansos, descastados, flojos y nobles para la muleta, variados de capa, presentación y juego. Al segundo, por capricho del presidente, se le dio la vuelta al ruedo.

Toros y suerte de varas:
1º Heredero. Nº 32, negro listón bragado, de 510 kgs. Parado de salida. En la primera vara, trasera, empujando, saliendo suelto. En la segunda, metió la cabeza y salió suelto al sentir el hierro, demostrando flojedad y mansedumbre. En la muleta, fue noble. Palmitas en el arrastre.

2º Malagueño. Nº 1, negro bragado meano, de 563 kgs. Costó meterle en la capa ya que se quedaba corto. En la primera entrada, brincó al sentir la puya, cabeceando y culeando, salió suelto. En la segunda, se arrancó de largo, algo trasera, saliendo suelto. Muy noblón y repetitivo para la muleta. Vuelta al ruedo.

3º Doctor. Nº 26, castaño, de 535 kgs. Se arrancó de largo al encuentro con el varilarguero, cogiéndole trasero, tapándole la salida, derribando, no por empuje, sino por culpa del montado, ya que demostró, no ser buen jinete. En la segunda, trasera y suelto. Algunas palmas.

4º Mañico. Nº 146, colorado de 588 kgs. Parado de salida. En la primera entrada brincó nada más sentir la puya, saliendo huidizo, lo llevan otra vez y cabecea el peto como un descosido sin poder engancharlo, lo vuelven a llevar por cuarta vez y picotazo, volviendo a salir suelto y huidizo, tirando hacia el caballo que hace puerta. A este toro le dieron una pésima lidia. Tanto en varas como en banderillas. Presentó dificultades en la muleta. Pitos en el arrastre.

5º Sucesor. Nº 122, castaño bragado de 555 kgs. Abanto de salida, sin hacer caso a los capotes. Entrando con la cabeza alta. Lo llevan al caballo y recibe un puyazo trasero, sale suelto. Lo vuelven a llevar y recibe otra vara trasera. Manso que presentó dificultades en la muleta. Algunos pitos en el arrastre.

6º Caprichosito. Negro listón, bragado meano de 550 kgs. Inválido de salida, dejando surcos por toda la plaza. No se lo protestó lo suficiente para que fuera devuelto. La primera entrada la hace por su cuenta al que cubre puerta, arreando unos cabezazos, recibiendo un picotazo para salir suelto. En la segunda entrada apenas se le picó. Algunos pitos.


DIEGO URDIALES. De rioja y oro. Pinchazo sin soltar, media estocada y cinco golpes de verduguillo. Un aviso. Silencio. En su segundo, se tiró de mala manera. Saliendo trompicado, la muleta por un lado y él por otro. Cobró una estocada que fue suficiente. Silencio.

DAVID MORA. De verde manzana y oro. Estocada desprendida, perdiendo la franela en el encuentro. Dos orejas. Estocada baja que fue suficiente. Silencio.

ROCA REY. De grana y oro. Estocada baja y un golpe de verduguillo. Saludos. Estocada. Saludos.


Presidencia: D. Justo Polo Ramos. Muy mal, al sacar el pañuelo azul a la caída del segundo de la tarde. Concediéndole la vuelta al ruedo. Un toro que manseó en varas y sin que hubiera ninguna solicitud. Además de demostrar usted una ignorancia total y muy mala memoria, le explico el motivo: El pasado día 13 de septiembre del 2015, le tocó a usted presidir la corrida de Saltillo y en ésa si hubo una mayoría total de aficionados que solicitamos la vuelta al ruedo al toro lidiado en quinto lugar llamado Viergado. Ya es la segunda vez en dos años que otorgan este mismo premio a un toro de la misma ganadería sin hacer méritos suficientes para ser concedidos. Muchos nos preguntamos que ¡aquí hay gato encerrado!!! Por lo tanto, una cantidad de aficionados vamos a pedir firma y desde esta Asociación a la que pertenezco para que sea usted sea destituido del cargo que ostenta y así de esta manera, dejar de hacer el daño que está usted provocando a la fiesta y a la primera plaza del mundo, como es nuestra plaza de las Ventas. También me gustaría saber el porqué no ha devuelto al inválido sexto de la tarde. Ya que yo soy muy mal pensado.

Cuadrillas: Se picó muy mal toda la tarde excepto la segunda vara al segundo de la tarde. En banderillas, un buen par de José María Tejero al segundo de la tarde y muy bien Ángel Otero en el quinto.

Incidencias:
Al término del paseíllo recibió David Mora una fuerte ovación por regresar a la plaza donde hace ahora dos años, sufrió una gravísima cogida que le ha tenido apartado de los ruedos. Los diestros David Mora y Roca Rey brindaron unos de sus toros al Premio Nobel, Sr. Vargas Llosa.


Diego Urdiales. Demuestra que va con el paso cambiado y ha perdido todo el respeto que esta plaza lo tenía desde que ha cambiado a lidiar las llamadas ganaderías comerciales. Haciendo un poco de memoria, el año pasado se apuntó a los mansos de Núñez del Cuvillo y fue un fracaso total. Volvió a los pocos días, con otra mansada de Victoriano del Rio. Y fue fracaso tras fracaso y fue precisamente en la corrida de Adolfo Martin, donde pudimos apreciarle algo. Este año ha venido por el mismo camino con toros de Fuente Ymbro y más de lo mismo. Y lo de hoy, ha sido patético. En su primero, un toro noble que no ha sabido por dónde meterle mano, sin colocación, abusando de pico, toreando hacia las afueras y sin ningún ligazón. Su segundo, es verdad, que fue un toro más bronco. Tal vez por la mala lidia que se le dio, pero no ha hecho nada por corregirlo y todo ha sido a base de mantazos, banderazos y trapazos.

David Mora. Recogió a su primero con unas verónicas muy ajustadas que fueron muy aplaudidas. A continuación, salió Roca Rey a dar su quite correspondiente intentando dar unas gaoneras sin temple y de muy mal gusto. Replicó a continuación David Mora a este jovencito de cómo se debe dar unas gaoneras con temple y gusto poniendo la plaza boca arriba. Al empezar la faena de muleta, se dirigió a brindar el toro al Doctor D. Máximo García Padros, en agradecimiento a su acertada intervención en el día de su trágica cogida. Empezó intentando dar un pase cambiado por la espalda, siendo atropellado por el toro, todos nos temimos lo peor quedando todo en un susto. Una vez recuperado del susto, siguió con una faena de temple, mando y colocación calando en los tendidos y a la caída del toro hubo una grandísima petición. Se le otorgaron las dos orejas. No entro a valorar si fue merecedor de la Puerta Grande pero viendo la anterior de hace unos días, sin dudarlo me quedo con la de hoy. Su segundo toro, no fue como el primero y se limitó a lidiarlo honestamente.

Roca Rey. Puede que llegue a ser una figura del toreo moderno pero dentro de ese estilo. Hoy se ve que le han dicho desde el callejón que intentara hace otro toreo diferente al que le hemos visto hacer estos días anteriores, ya que ese toreo, cada vez gusta menos en esta plaza y no cuela y nos ha demostrado que no sabe ni colocarse, ni citar, ni mandar, ni templar y que no sabe de los factores fundamentales del toreo. Que lo suyo es pase por adelante pase por detrás, arrimones, bernardinas, monisqueta y poco más. Bien es verdad que esa clase de toreo gusta a una cierta clase de público. Hoy en mi localidad, estaba rodeado de éstos que lo aplauden todo y he tenido que estar callado. Acordándome de un tal Desiderio Erasmo, que decía hace casi quinientos años: “A la gente no pretendas sacarla de ese estado, porque si lo intentas, creerán que lo que quieres es quitarles su felicidad y por ello te rechazarán y te despreciarán con saña” Y claro a algunos los tengo como vecinos en mi nuevo abono.

 

 

Comparte esta publicación

Te Recomendamos